Favoritos 2018

Sí, voy a empezar esta entrada diciendo lo mismo que todo el mundo: ¡este año ha pasado volando! ¿Con qué más puedo comenzar? Apenas pude publicar unas entradas, no completé la maratón DreamWorks ni analice doce parejas. Los meses volaban, y cuando me senté a escribir la Vorágine de Halloween ya hacía días pasó la noche de brujas. Lo mismo con los animes de temporada, no los disfruté mientras se emitían y menos me puse al día cuando ya estaban finalizados. Fue complejo compaginar el hobbie, el blog y mi inicio en la universidad, por lo que no podré hacer esos tops de destacados del año.

A pesar de tanta desventura con el calendario, he visto películas, animes, escuchado música y leído lo suficiente para echar la vista atrás y comentar por aquí lo más memorable, obras que me quedarán en la cabeza por mucho tiempo y que merecen ser recomendadas. Algunas ya las conocerán si fueron leyendo las publicaciones “mensuales” de los mix, y otras (qué sorpresa) ni me dio tiempo a reflexionar para exponerlas como es debido. Así que aquí van mis preferidos que haya descubierto este pasado 2018 a modo de resumen de mi año en términos de entretenimiento.


Coco (2017)

Recuérdame, no llores por favor.

… Ya estoy llorando.

Poco he visto de lo que la Disney y Pixar han estrenado en la gran pantalla este año. Siempre que quise aprovechar el tiempo libre para ir a la sala de cine, ya era demasiado tarde, las habían quitado de la cartelera. Siendo honesta tampoco me llamaron la atención lo suficiente como para preferir sus films a cualquier otro, a excepción de esta película.

Si bien la historia tiene muchos elementos ya vistos, y giros bastante predecibles en general, estéticamente es brillante. No soy una devota del 3D, y creo que la dupla Disney/Pixar está rozando una monotonía con sus diseños bastante decepcionante. Sin embargo, la ambientación ayuda mucho a que Coco llegue a destacar. La presentación de México, sin ser tan innovadora, es atractiva, interesante y no se siente como un homenaje a medias.

1511258676_611208_1511258718_album_normal

Además que tenemos a Pixar haciendo lo que mejor se les da: construír momentos que producen emociones muy fuertes. Nuevamente traen una historia protagonizada por humanos, y no pudo funcionar mejor. La rebeldía de Miguel aprovechada para hablar de la familia, el olvido, el éxito y el perdón cuando se llega al último acto de la cinta sin por ello aleccionar a la audiencia de manera lisa y llana. Se permite reflejar la complejidad que adquieren este tipo de relaciones de una manera que podría funcionar sin la existencia de un villano (Ernesto de La Cruz es lo peor de la película sin lugar a dudas).

Los temas alrededor de los que gira, el abordaje aprovechando la locación los he apreciado más en el segundo visionado. No es una visagra de la animación, pero está bien contada. No la considero una obra maestra, pero los sentimientos a los que apela y su maestría audiovisual bastan para que se vuelva de mis favoritas de este año.

Monthy Pyton

p01bqgc3

Para los lectores no debe ser novedad esta mención. Y es que descubrí el trabajo de este legendario grupo y no puedo sino recomendarlo. No por ello aseguro que guste, ojo. Es humor ligado a la tradición británica, que a veces es ininteligible para quien no está familiarizado con su idiosincracia. Como cualquier chiste, depende del espectador si le da gracia, pero Monthy Python’s Flying Circus dejó una impronta tan perceptible en la comedia Occidental (sobre todo televisiva), y el humor satírico de Life of Brian o Monthy Python’s Holy Grail, que compagina cuestiones sociales con parodias de géneros cinematográficos son imprescindibles para cualquiera interesado en la cultura popular. A veces muy surrealista e irreverente, otras muy ligado a su época, crearon un sello tan distintivo que pythonesque es un adjetivo reconocido en inglés.

Si les gusta el cine, la comedia, o incluso la cultura pop, consideren imprescindible ver algo de los Python alguna vez. Eso sí, no empiecen por The Meaning of Life.

Mary Poppins (1964)

Prácticamente perfecta en todo.

Hay películas que uno, las haya visto mucho o no, pertenecerán siempre a la infancia. Eso no quiere decir que si uno las vuelve a ver no descubra aspectos más bien dirigidos a adultos que antes no eran perceptibles a nuestros ojos jóvenes. Pero son obras que son nostálgicas, en el sentido de que nos hacen sentir como si fuéramos niños otra vez, que captan esa noción del tiempo tan diferente que teníamos en nuestros primeros años de vida, además de las explicaciones del mundo distintas a las que nos querían decir nuestros padres y profesores.

Todo el mundo tiene en mente ciertas ficciones si leen esa descripción, a los que les tiene muchísimo cariño. En mi caso, ese perfil corresponde a Las aventuras de Winnie the Pooh pensando en la animación y Mary Poppins teniendo en cuenta la imagen real. (Casualidad o no la música de ambos estuvo a cargo de los hermanos Sherman).

Por supuesto, no he descubierto este film en el 2018. Cuando era pequeña mi madre me regaló el DVD cuando le había pedido el de Heidi. No recuerdo que haya sido de mis predilectas de la infancia. Pero las canciones y ciertas escenas quedaron en mi mente. Este año se iba a estrenar una especie de mezcla entre secuela y remake, por lo que quise revisitar esta película, considerada por la gran mayoría como un auténtico clásico, y de las mejores de la compañía Disney.

 

Tras tanto tiempo sin verla, puedo decir que me ha encantado. El aspecto artístico, aunque algunos efectos envejecieron bastante, es impecable y mágico. Los fondos pintados a mano, las tomas de Londres de principios de siglo XX, el anochecer en los tejados. Son escenas que a todos nos gustaría visitar. Si sumamos eso a la música encantadora y pegadiza, que por cierto no se toma en serio a casi ningún personaje adulto, tenemos una obra audiovisual maestra.

No contenta con eso, Mary Poppins cuenta con actuaciones sumamente enérgicas y carismáticas, sobre todo de Julie Andrews y Dick Van Dycke. Hacen que el paseo que supone la historia sea tan divertido, que de vez en cuando dan ganas de volver a este mundo que entre la parodia, la magia y esos momentos tan espectaculares que tiene, se queda contigo. ¿Qué mas puedo decir de este film? Supercalifragilisticoespialidoso.

Once (2007) y Sing Street (2016)

Aún me falta una cinta para ver completa la filmografía de John Carney, un director irlandés cuya filmografía siempre gira alrededor de la música, pues él mismo es músico. Aún así, creo que con estas dos alcanza y sobra para saber las características de su trabajo.

Ambas tienen protagonistas que encuentran en la música el medio para expresar todos los sentimientos y sensaciones que no pueden decir con simples palabras, y que con ese descubrimiento buscan hacerse un sitio en la industria. Hay escenas que se disponen de forma parecida (pienso en los ensayos de los grupos, con padres que les llevan algo para comer mientras disfrutan de lo que hacen). Pero hasta ahí las similitudes. Y es lógico, no tanto porque Once sea una película independiente que roza lo casero y Sing Street sea mucho más comercial. En mi opinión, las premisas toman distintos caminos por la edad de los personajes y sus vivencias. Mientras que en la primera, los protagonistas que no tienen nombre están buscándose la vida como pueden mientras intentan vivir con un pasado que los acecha; la segunda refleja la ilusión del primer amor y el valor de la familia y los sueños en la adolescencia. Es lógico que entonces los tonos de Sing Street sean más edulcorados, idealizados, cargados de la influencia que tienen los videoclips y el cine en la mente de Connor. Todo lo contrario que su antecesora, que no deja de ser tierna, pero su honestidad añade una carga amarga y realista.

¿Por qué las estoy agrupando es este puesto entonces, si en líneas generales son obras que dejan un sabor de boca diferente? Carney sigue siendo el artífice de ambas, y aunque los medios que emplea en cada una son distintos, hay una sinceridad que desprenden las dos que es cautivante. Es sabido que al escribir tanto Once como Sing Street, añadió aspectos autobiográficos. Asimismo, los actores son en su mayoría desconocidos, siendo sus primeros trabajos para el cine, y todos músicos (se agradece tener escenas en las que se nota que están tocando realmente los instrumentos y no aparentando). Todo eso ayuda a sentir menos una manipulación – bastante común en géneros como el romance o el coming of age – y más una historia orgánica, verosímil, con las emociones a flor de piel y una pasión por la música totalmente presente.

HunterXHunter (2011)

Monstruos temibles, criaturas exóticas, vastas riquezas, tesoros ocultos, mundos de demonios, tierras inexploradas.

La palabra “desconocido” contiene magia, y algunas personas increíbles son atraídas a esa magia.

Ellos son conocidos como cazadores.

Bien, aquí estoy haciendo un poco de trampa. Todavía no he terminado este anime remake del manga de Yoshihiro Togashi a cargo de Madhouse. Sin embargo, he visto lo suficiente como para disfrutarlo infinitamente. Voy con calma, pues es un camino largo que quiero apreciar. No diré mucho más porque aún no la he finalizado como para tener impresiones generales, además de que le voy a dedicar una reseña completa. Simplemente estoy encariñada con sus personajes, y deseo ver más aventuras de Gon y compañía.

Los comienzos del Studio Ghibli

studio-ghibli

Si siguieron la pista de este blog durante el año, quizá hayan visto que comencé junto con Darijosanatus, del blog Cuatro Torbellinos Parlantes una travesía por la filmografía completa del estudio liderado por Miyazaki y Takahata, dos de las mentes creativas más aclamadas de la animación japonesa. En el 2018 hemos llegado a ver cuatro películas de su haber: Nausicaä del Valle del Viento, El Castillo en el Cielo, Mi Vecino Totoro y La Tumba de las Luciérnagas.

Todos derrochan personalidad, estilo, personajes entrañables y registros diferentes. Si tuviera que destacar los que más me marcaron han sido las que componen la dupla que se estrenó hace treinta años: las aventuras de Satsuki y Mei con Totoro en el campo y el sufrimiento por la guerra de Seita y Setsuko. Dos historias absolutamente opuestas (y de cierta manera complementarias, si uno piensa en la dinámica de los protagonistas) que te llegan al corazón. Visualmente asombrosas, son joyas de la animación que cambiaron la perspectiva que tengo del medio. Si nunca las han visto corran a verlas, porque ambas son una experiencia que no se pueden perder.

Sin desmerecer por supuesto a la apocalíptica Nausicaä… con una protagonista de la que me gustaría haber visto más y la fantástica El Castillo en el Cielo, que te lleva por una aventura por los aires excitante.

A Place Further Than the Universe

Dentro de los escasos animes estrenados este año que he visto, esta producción de Madhouse dirigida por Atsuko Ishizuka ha sido mi favorita. Arrancando a la par que el 2018, dejó el estándar sumamente algo para que otra la desplazara. Nadie esperaba mucho de una serie aparentemente del montón de un grupo de chicas adolescentes que quieren ir a la Antártida. Semana a semana fue conquistando a la comunidad otaku, con la amistad tan enternecedora que gesta entre las protagonistas, los obstáculos y las emociones que van surgiendo con las que muchos nos identificábamos, además de momentos cotidianos en los que se desarrolla una dinámica entre los personajes creíble y entretenida a partes iguales.

Sin hacer uso del fanservice ni peleas forzadas para meter conflicto, Sora Yoori mo Tooi Basho es uno de los mejores títulos que el estudio Madhouse ha animado en el último tiempo. Ojalá que también otorgue un giro en las series cute girls doing cute things plagados de moe.

Gravity Falls (2012)

Al menos una vez por año intento hacerme un hueco para la animación occidental, que actualmente viene cosechando numerosos éxitos con humor inteligente y mundos sumamente creativos. Esta vez fue el turno de esta serie de dos temporadas creada por Alex Hirsch para Disney Channel.

En contra de todo prejuicio que uno puede tener para con la cadena de televisión que la emitió, Gravity Falls es un gran serie que puede disfrutar desde un niño a un adulto. Con sus referencias culturales, parodias, homenajes, humor y personajes que rara vez son queribles en series para toda la familia. Los hermanos Dipper y Mabel son excéntricos, inteligentes cuya relación de hermanos está excelentemente ejecutada y sus aventuras juegan con el absurdo en un pueblo que, para el final, uno sabe que va a extrañar.

Los escenarios y los secundarios están bien construídos. Y es divertida de principio a fin, permitiendo que incluso los villanos más amenazadores te produzcan carcajadas.

El estilo de dibujo que tiene no me llamó la atención en un inicio, pero coincide con la naturaleza de la serie, además del uso del color y las formas bastante interesante. Es una carta de amor a los frikis irresistible, una de las mejores de la década.


Y esos fueron mis favoritos del 2018, que no dudaría en ver otra vez en el futuro. Fue un año en el que no dediqué tanto tiempo a la ficción como hubiese querido, pero que cada minuto que pude ponerme con ello fue un deleite. Que tengan un buen comienzo de año, espero que Vorágine de Palabras pueda seguir creciendo regularmente este 2019. Nos leemos.

Anuncios

Mix de Marzo 2018

Todos los que entran en este espacio pueden leer la descripción: blog misceláneo sobre historias. Un subtitulo que evoca la gran cantidad y diversidad de intereses de su autora; la mayoría audiovisuales, pero en una vorágine cabe de todo, sobre todo teniendo en cuenta que la gente cambia y sus gustos, también. Por el momento, mis gustos no han cambiado y el enfoque del contenido de esta bitácora cibernética permanece intacto. Sin embargo, hay cosas que van quedando en el tintero: películas, series, libros, canciones, bandas sonoras y más descubrimientos que no traigo a este espacio porque no soy precisamente de escribir reseñas todo el tiempo; tampoco puedo desarrollar artículos o análisis tan extensos para recomendar todo eso que no expongo entre las líneas del blog. Así que, queridos lectores, ha llegado a Vorágine de Palabras esta especie de boletín mensual con diversas cosas que me hayan gustado y quiera compartir.


 

Cine

gallery-1509549558-the-princess-bride-robin-wright-cary-elwes

La Princesa Prometida

1987 | Dir. Rob Reiner | Aventuras, comedia, fantasía | 98 minutos

Hacía un tiempo tenía en mi lista de pendientes a este clásico de los ochenta y, cuando finalmente pude verlo… ¡Cómo me arrepentí de no haberlo hecho antes! De hecho, creo que me hubiera encantado de niña. Ciertamente es un film imperdible, lleno de momentos hilarantes que uno no se va a olvidar, personajes simpáticos, frases que quedaron en la historia del cine y una historia que no envejece. Gente de todas las edades pueden encontrar algo de su interés en ésta sátira y homenaje a su vez de los cuentos de hadas. Lo más destacable es sin duda el humor, es efectivo sin necesidad de referencias a la cultura pop, ni gags escatológicos, hoy en día la comedia familiar está falta de ese estilo, mucho más puro y único. Además de todo eso – que no es poco – es de las que uno podría ver muchísimas veces sin cansarse. Si películas como Shrek no te convencen, ésta es un absoluto must.

the_shape_of_water_white_privilege_trump

La Forma del Agua

2017 | Dir. Guillermo Del Toro | Fantasía, romance | 123 minutos

Muchas expectativas tenía con el estreno de la cinta de Guillermo Del Toro, incluso antes de su gran cantidad de nominaciones a tantos premios. Como habrán podido notar si me siguen, las historias de amor son mi debilidad, y el toque fantástico podía salir muy bien… o ser un completo desastre. Esperaba una historia de “humana y monstruo” que me quitara el mal sabor de boca que me dejó la versión live action de La Bella y la Bestia y la historia de Elisa y la criatura lo logró con creces. Creo que cumplió su cometido y, además de darnos un cuento de hadas adulto, logra trasmitir su mensaje sin ponerlo por todas partes. El departamento artístico es fantástico, y ayuda a construir una atmósfera muy lograda.

Siento que, como ocurrió con La La Land, las películas salen un poco perjudicadas cuanto obtienen tantas nominaciones al Óscar, puesto que las miradas sobre las mismas son más atentas, más inquisitivas. Como no, es lógico que el que se quede con la estatuilla sea realmente merecedor de la misma, pero en esa búsqueda de que el film sea una maravilla, puede que se esté criticando demasiado lo que, de otra manera sería evaluado como otros tantos largometrajes. ¿Merecía el Óscar a Mejor Película entonces? Seguramente no, pues había muchos contingentes que de una forma u otra eran superiores. Sin embargo, eso no significa que La Forma del Agua sea mala, en absoluto. En lo personal me gustó mucho, probablemente la vuelva a ver algún día.

Series

everything-sucks-logo

Everything Sucks!

2018 | Comedia, drama | Netflix | 10 episodios | 24 minutos por ep.

Cuando le di una oportunidad a esta serie original de Netflix, estaba convencida de que se trataba de una comedia de instituto ambientada en los años 90, con ese filtro nostálgico que está resultando tan exitoso en las ficciones de los últimos años. Al darle play a su primer episodio, tenía la intención de desconectar un rato del estudio, y no pude terminar más sorprendida con lo que ofrece. Claramente, tiene ese humor “de instituto”, pero cuando le dan menos importancia a mostrar lo que estaba de moda en ese momento y a bromear con lo nerds que son algunos de sus secundarios, realmente brillan los personajes y sus relaciones, entrelazando muy bien la comedia y el drama. A ritmo de Oasis y unos cuantos one-hit wonders noventeros, vemos en pantalla a unos actores muy prometedores que nos atrapan con sus historias, risas y desgracias, en una representación de la adolescencia que no vuelve todo un melodrama. Lo mejor es sin duda el personaje de Kate, que a medida que transcurre la serie va descubriendo sobre su sexualidad y, sin darse cuenta, afirmando quién es: Peyton Kennedy se come al resto con su actuación, sólo por ella vale la pena sentarse un fin de semana y maratonear Everything Sucks! De lo mejor en lo que respecta a series de adolescentes que tiene el servicio de streaming.

462313294_1280x720

Duels

2014 | Documental | France 5 (Netflix) | 8 episodios | 50 minutos

Últimamente ando enganchada con las series documentales, pues noté la existencia de una gran variedad de propuestas que son realmente curiosas. Ésta producción de France 5 quizá no es tan original en su planteamiento: en cada capítulo cuenta la historia de una rivalidad entre compañías o personalidades más o menos conocidas, desarrollando a fondo sus causas y su impacto en la cultura; pero su fuerte está en el desarrollo, mezclando contenido de archivo con testimonios y expertos, con la duración justa en cada episodio. Se aprende bastante, pues se trata de cultura general y tangible, ya que en la actualidad se puede notar lo que aportaron sus protagonistas al mundo de la moda, el marketing y el cine, por ejemplo. Relatos de batallas sin piedad tan conocidas como la Coca-cola con la Pepsi, Bill Gates y Steve Jobs y tantas otras, con muchos datos que uno desconoce. Entretenida e interesante, ¿qué más se puede pedir en un documental?

NOTA: se doblaron al inglés sólo un par de capítulos, disponibles en Netflix (Latinoamérica)

Literatura

Mamá

Jorge Fernández Díaz | 2002 | Ficción moderna | Editorial Sudamericana

“Una campesina española envía a su hija de quince años a la Argentina de Perón. Quiere sacarla de la miseria y le promete que pronto la seguirá toda su familia. Pero algo falla y nadie viene, y la chica se queda atrapada en un país hostil donde crece, se casa, lucha contra su destino y sufre el destierro más cruel. Luego de muchos años, deja de sufrir y se hace argentina. Entonces sus hijos y nietos le anuncian que quieren irse a vivir a España, huyendo de la depresión económica, y todo vuelve a empezar”.

9789875666795Mamá es conmovedora. Poco más se puede decir de esta novela que Fernández Díaz escribió sobre la historia de su familia. Más allá de su contexto con el que muchos se pueden identificar, ya que en este país hay muchísimos descendentes de inmigrantes españoles que cruzaron el Atlántico en esas épocas, en las páginas de este libro se encuentran retratos sobre la inmigración en general, la lucha de una mujer por salir adelante en varias situaciones adversas y sobre todo, una realidad narrada de una forma sencilla pero bella y emotiva. Durante mi lectura, no pude evitar lagrimear con ciertos eventos y reflexionar, pues como inmigrante la historia de Carmina te toca de una manera muy profunda. Pude ver a mi abuelo, llegando a la ciudad en los años cincuenta y a mis padres siendo niños durante los sesenta y setenta mientras conocía a los personajes y era testigo de su vida.

Es un relato apasionante, que es un imprescindible de la literatura argentina contemporánea, como pedazo de la historia y como experiencia en general.

Youtube

img_2661-1

Jaime Altozano

Cuenta aquí | Difusión musical | Twitter

Sí, Youtube también cuenta, pues hay infinidad de canales cuyo contenido es interesante, original y entretenido. Uno de esos es el de Jaime Altozano, de difusión musical. Sin explicar como en libro de texto, aportando mucho humor y su carisma personal, en su canal homónimo se pueden encontrar vídeos sobre conceptos musicales explicados de manera que el público general lo pueda entender, trucos muy curiosos y comentarios sobre bandas sonoras, entre otros. Justamente conocí su cuenta a través de sus análisis de la BSO de la trilogía de El Señor de los Anillos, muy completos y fascinantes. Otro imprescindible de este usuario es el top 10 de las mejores bandas sonoras de anime, dividido en diez partes para hablar en profundidad sobre cada una. Lo recomiendo muchísimo.


Y éstas fueron las cosas que descubrí este pasado mes de marzo. Si conocían alguna y también me gusto déjenmelo en los comentarios y si, conocen cosas parecidas que me puedan gustar por igual no duden en decírmelas, quizá entren al mix de abril. ¡Hasta la próxima!

 

 

 

 

 

 

 

Comentario Semanal Star Trek Discovery 1×07

Cuando terminé el especial de Halloween y tuve que dedicarme a pleno a cuestiones académicas, así que este espacio quedó abandonado unas semanas. Ahora que zanjé esos asuntos, estoy devuelta y voy a comentar los episodios que quedan de la primera mitad de la temporada de Star Trek Discovery,  que no va a volver a emitirse hasta enero. Empecemos con el séptimo.

Si leyeron mi comentario anterior, se habrán dado cuenta de lo poco que me gustó “Lethe” y, aunque hay cosas que viendo el episodio que comento hoy me hicieron cambiar de opinión sobre el mismo, sigo afirmando que me resultó uno de los peores de esta primer temporada de la serie hasta el momento.

Star Trek Discovery by Ben Mark Holzberg CBS Header

Por suerte, “Magia para enloquecer al hombre más cuerdo” es uno de los más divertidos. En éste, Harry Mudd regresa. Planea descubrir los secretos de la Discovery para luego decírselos a los klingon y así vengarse de Lorca y Ash Tyler por dejarlo en la prisión. Como no es muy hábil para lograrlo, encierra a todos en un bucle temporal. Lo que arruinará sus planes será Stamets que, estando modificado por el micelio, el bucle no lo afecta.

 

tumblr_oymr3q7Ia01wcyh2ao5_r2_400.gif

Michael Burhnam va descubriendo su lado más humano. Se dará cuenta de su interés por Tyler y tendrá momentos geniales con Stamets, que va a buscar su ayuda para salir del bucle. Es un capítulo clave en su evolución, que retoma lo que dejó “Lethe”. Aquí se sientan las bases para unir definitivamente a la tripulación, cosa que ya se hacía esperar. Si no me gustó nada el Stamets del anterior, en este séptimo capítulo se luce. Ash Tyler sigue sin decirme nada, está empezando a integrarse, pero tiempo al tiempo.

Varias veces estaremos en una fiesta que se celebra en la nave, cosa que para mi no estuvo fuera de lugar y aportó ligereza y entretenimiento en medio de tanta solemnidad y pasados profundos. Rainn Wilson, el actor que interpreta a Harry Mudd, se nota que se la pasó en grande haciéndolo, realmente es gracioso y algo amenazador, teniendo en cuenta que ni el temerario Lorca podía con él.

Star-Trek-Discovery-b88be458

Poco más me queda que añadir, con un buen ritmo, momentazos entre personajes (cuando Stamets le habla a Burnham sobre el amor se consigue una escena íntima y enternecedora), el tema espacio-temporal que siempre gusta y un villano carismático, “Magia para enloquecer al hombre más cuerdo” (cita proveniente de La Ilíada que refiere al amor) hace pasar un muy buen rato.

 

 

Comentario Semanal Star Trek Discovery 1×06

Tanto el capítulo cuarto como el quinto han puesto temáticas interesantes en la primera plana, personajes e interacciones que quería ver más en pantalla, por lo que esperaba con ansias el poder saber cómo continuarían con este sexto. Apenas pude, fui corriendo a verlo y resultó una gran decepción.

“Lethe” comienza con Sarek, el padre de Spock y tutor de Michael Burnham, en peligro. Burnham se da cuenta por una conexión mental y de alma que tiene con él y pretende encontrarlo y salvarlo. Sin embargo, parece que Sarek tiene algún secreto y no se la va a dejar fácil a la humana criada por vulcanos.

Mientras esto sucede, la almirante Cornwell visita a Lorca, pues está muy preocupada por cómo está manejando la Discovery y sospecha de que no está bien mentalmente. Así que el capitán tendrá que lidiar con su amiga o correrá el riesgo de perder su puesto.

star-trek-discovery-lethe-photo001-1508536618218_1280w

Mi principal problema con este capítulo es cómo deja completamente de lado todas las temáticas o desarrollo de personajes interesante que se venía produciendo. Stamets, al cual vimos por última vez contento por el resultado de su experimento, parecía estar en pareja con el doctor y dejaba el episodio anterior con un cliffhanger, aparece poquísimo sólo para hacer chistes. Totalmente opuesto al distante científico que venía siendo.

Saru apenas aparece, de Ash Tyler – el nuevo integrante de la Discovery que estuvo en la prisión klingon con Lorca – seguimos sabiendo poco y nada, simplemente el capitán lo pone de jefe de seguridad  y es la primera vez que los klingon ocupan poco tiempo en pantalla, quedando como un elemento del final. Lo cuál no quiere decir que los eché en falta, si no que T’Rell en el anterior había mostrado cierto matiz que algo llamó mi atención y deseaba ver más de eso. Así que en lo que respecta a personajes y tramas interesantes emergentes, nos podemos olvidar por ahora.

Lo anterior no tendría tanta importancia si al menos el argumento de “Lethe” fuese atrapante o plantee nuevas historias o matices a otros personajes tan buenos o mejores que las de “Elija su dolor”, pero no es el caso.

giphy7

Primero tenemos a Sarek, que ya como vulcano falla, pareciendo en ocasiones más emocional que otras. Su relación con Michael, que en el prólogo me interesó, ahora no me despertó nada. Bastante flojo, además de que se entiende muy rápido lo que pasa en su mente. Tillie sigue sin convencerme. Ojo, hay escenas en las que funciona como la agradable compañera de cuarto, pero esa escena en la que no quiere correr y sólo porque Burnham le dice unos datos de la nada tiene energías, no me cierra. Le dan demasiado diálogo a comparación de otros personajes eclipsados. Este podía ser el momento, como ya mencioné, para conocer al recién jefe de seguridad, Tyler pero tampoco nos dan el gusto.

vlcsnap-2017-10-18-12h41m44s215-640x360

Nuestra protagonista va un poco mejor encaminada. Sabemos más de su conflictivo pasado y tiene un poco más de camaradería con la tripulación. Sin embargo, sale a flote un problema que ya describí hace unas semanas: la dualidad humano-vulcana no está muy lograda. Siempre el guión la expone como un sujeto más emocional e impulsivo que un ser que intenta regirse por la lógica.  En parte aclaro que me gusta que la tripulación de la Discovery esté llena de marginados, raritos y gente a la que la flota estelar mira con el ceño fruncido, aunque a veces es el recurso que se utiliza para que nos caigan en gracia fácilmente. Aún así creo que en el caso de Michael Burnham intentan lograr lo que se consiguió con el señor Spock (incluso fueron criados por la misma pareja), personaje icónico si los hay y me parece que eso pone trabas para hacer de ella un personaje único y con algún lugar importante en el futuro de este universo. Por lo que sugiere el final, parece que está bastante resuelto este conflicto y se van a acomodar las cosas en dirección a que se reconozca más humana, pero estoy algo escéptica.

110502_0953b

Por fin llego a lo mejor de este episodio y casi lo que más me entusiasma de la serie hasta ahora: el capitán Lorca. Su desarrollo viene bien, empezamos a saber un poco más de su pasado y de su psiquis. Aquí se lo vio con un poco más de conexión con la tripulación: nombra a Tyler en reemplazo a Landry, decide sin dudar ir en rescate de Sarek tan solo por Burnham (y parece que es muy preciada para él) y bromea con Stamets. El dilema de “Lethe” se plantea desde la almirante Cornwell y cómo ella va descubriendo que hay muchas cosas por contar del enigmático capitán. Teniendo en cuenta los traumas que le generó la Buran, la prisión klingon y sus decisiones opuestas a la flota estelar, ¿debería seguir dirigiendo la nave más valiosa para la guerra? Obviamente, no queremos que eso ocurra; y el mismo Lorca menos, por lo que parece que modificará su modus operandi. Sería inaceptable para él quedar fuera del mando en plena guerra.

Ya tengo poco más que comentar. Con escenas cursis, tramas que cansan y supuestas “sorpresas” completamente predecibles, “Lethe” es uno de los más aburridos por el momento en esta primera mitad de temporada. Ojalá el próximo episodio continúe en la línea del quinto y se redondee un poco más a los integrantes de esta tripulación con mucho potencial.

giphy8

Ayer se ha anunciado que habrá segunda temporada de Star Trek Discovery y no puedo dejar de considerarla una gran noticia. Quizá la construcción de la buena historia que esto puede llegar a ser tarde en concluírse, pero, como recuerdan numerosos trekkies en twitter, ¿no ha pasado que grandes series de la franquicia han tardado hasta dos temporadas en convertirse en lo buenas que son? Pensando en ello, no pierdo las esperanzas en que la Discovery tomara el rumbo al que puede llegar. Hasta que ocurra, larga y próspera vida.

 

 

 

Comentario semanal Star Trek Discovery 1×05

Al terminar el capítulo cuatro, quería pasar más tiempo con un grupo de personajes del show que me atrae: Michael Burnham, nuestra protagonista, Saru y, cómo no, el capitán Lorca. El resto todavía no me llegan a interesar, además de que éstos tres presentan los conflictos y son piezas con gran participación en el argumento.

Pues bien, para este episodio 5 esperaba seguir conociendo a los mencionados y ver si el resto me llegaban más. ¿Lo logró? Mmm, mejor paso a dar mi impresión.

images (1)

Aquí siguen un poco el dilema ético que se presentó en el anterior: si está bien usar la tecnología de las esporas a pesar de que el tardígrado sufra y tenga el gran riesgo de perder la vida. Al final tiene una resolución interesante, que deja lugar a otro posible avance que veremos desarrollado en el próximo capítulo. Nuevamente, creo que este problema estuvo bien ejecutado porque es difícil ponerse de un lado. Hay muchas vidas en juego en plena guerra y se necesita poner a la tecnología de la flota estelar a la par de la de los klingon. Es difícil darle la razón a alguien y tachar a otro del gran equivocado. Igualmente, entiendo que puede tener críticas, ya que se resuelve abruptamente y de la manera que quería la protagonista, sin mucha más indagación o complejización.

images

Ese intermedio lo representa bien el ingeniero Stamets, que parecía ignorar el bienestar de la criatura con fines científicos; pero comprendió y buscó alternativas. Incluso introducen al personaje del doctor y resulta que es pareja de Stamets (constituyen la primera pareja abiertamente homosexual de la franquicia), que tiene mucho que ver con la empatía que adquirió el ingeniero por el tardígrado. No es su capítulo, pero me está cayendo mejor el personaje. Me gustaría ver un buen desarrollo en la pareja también. Pero para eso tocará esperar.

 

Podemos ver dos arcos (quizá un tercero puede ser el de Staments) muy claros en este quinto episodio: el de Burnham y Saru y cómo Lorca tiene que enfrentarse a un par de situaciones. Hablemos del primero.

Lorca es secuestrado por los klingons y Saru queda a cargo. Esto le producirá numerosos auto-cuestionamientos sobre su capacidad para ser capitán, hasta el punto que le pregunte a la computadora (muy buena las referencias a Archer de Star Trek Enterprise y Christopher Pike, el capitán del piloto de la serie original) de la inseguridad. No sabe cómo manejar la situación con el tardígrado, ya que nuevamente la vida de un capitán está en juego. Esto trae a flote muchas situaciones del pasado con Burnham, hasta que culmina en él confesándole sus sentimientos de envidia hacia ella. Y no es para menos, realmente ella lo eclipsa numerosas veces en cuánto a poder de decisión. Aún así los momentos entre éstos dos me dan mucha ternura a la vez que pena. Comparten un pasado y la tristeza por la muerte de la capitana Georgiou. A pesar de todo, se nota que dejaron sus diferencias con respecto a lo sucedido y sus maneras de tomar decisiones, diametralmente opuestas.

Mientras en la Discovery suceden esos dilemas y conflictos, Lorca se encuentra prisionero en una nave klingon. Allí se encuentra con Harry Mudd, un personaje que algunos conocerán como el estafador estratega de la serie original. Puede ser fanservice, pero tratándose esta serie de una precuela de La serie original, tiene bastante sentido incluír a ciertos personajes que luego se encontrarán con Kirk y Spock en la Enterprise. Le da un toque más circular a la franquicia.

UvnZdf49Xc0TrSLMQRBQhk7vOB

Volviendo a la prisión, es interesante el nuevo planteo filosófico del capítulo: los klingon en ocasiones dejan que los mismos prisioneros elijan si van a recibir ellos la paliza o la pueden pasar a sus compañeros de celda. Estrategia efectiva para que los encarcelados no se alíen para escapar. Aparte de eso, aparentemente la líder de la nave se encariñó con un humano prisionero (lamentablemente no dieron más información al respecto). Creo que esto les da más dimensión los klingon de lo que se ha visto hasta ahora. Eso sí, no puedo afirmar que en este capítulo sean mucho mejores. He llegado a la conclusión de que en esta historia los klingon van a ocupar el rol de los malos malosos, con poca profundidad, motivos o incluso carisma. Por suerte al menos en este episodio lucen más amenazadores.

descarga

A través de una serie de sucesos nos enteramos del pasado de Lorca y la razón de su rechazo a la luz. En un principio no me gustó que le tuvieran que dar al personaje un motivo para ser tan guerrero. Pero resulta que no le dan un trasfondo tan traumático. De hecho, incluso después de ser torturado se sigue mostrando fuerte y resistente, dispuesto a ganar la guerra cueste lo que cueste. Tiene una cuestión personal con los klingons por el ataque de éstos a su antigua nave. El hecho de que su encarcelación en este capítulo no lo haya quebrado (o eso demuestra al menos), es peculiar, aporta cierto misterio al capitán. Por lo que descubrimos una parte de la psiquis de Lorca. La interpretación de Jason Isaacs es muy adecuada, se nota que disfruta cada segundo.

Por último, Elija su dolor, es un buen primer paso a lograr más unión y compañerismo entre los miembros que conocemos de la tripulación de la Discovery. Resolviendo algunas diferencias y llegando a fijar metas comunes. Tardo lo suyo, pero al menos es algo. Por otra parte, mi opinión de Tillie sigue sin modificarse un ápice. Continúa como la cómica y, aunque a veces funcione, la mayoría se siente fuera de lugar en medio de la solemnidad y las cuestiones morales tan trek o bélicas.

Y así, con interesantes arcos de personajes, un avance en la interrelación de los mismos y más planteamientos morales y científicos concluye este capítulo, que gira bastante en torno al sacrificio. Veremos que nos trae la Discovery en el próximo capítulo.

Hasta entonces, ¡larga y próspera vida!

 

Comentario semanal Star Trek Discovery 1×04

Esta entrada está un par de días atrasada, ¡mil perdones! Venía bien con el cronograma, pero justo cuando ya tenía entradas planeadas se me borra por accidente una que ahora tengo que reescribir y la vida cotidiana me demanda más. Aún así, tarde pero seguro, he aquí mi punto de vista sobre este nuevo episodio.

Una vez terminadas las introducciones de los anteriores, ya vemos por primera vez una misión de la DiDiscovery. Hay un ataque klingon a una nave de la flota estelar y la nave que nos ocupa es la más cercana para poder salvar a sus tripulantes. Lorca quiere aprovechar la ocasión para provar el sistema de trasporte mediante esporas que se nos mostró en el capítulo anterior, debiendo lidiar con la oposición de Stamets. Mientras tanto, Burnham tiene por encargo investigar a una criatura de aspecto peligroso que encontraron en la USS Glenn y que Lorca pretende utilizar como arma en la guerra. Por su parte Voq, el sucesor del líder klingon que conocimos en el piloto, tiene problemas para mantener su nave y su gente está hambrienta, por lo que busca ayuda en el jefe de otra casa.

Este capítulo (que menudo título tiene) me pareció mejor que el anterior, tiene tres historias en particular y me dejó con ganas de ver el próximo aunque no tenga un cliffhanger al final. Presenta una serie de problemas morales que los personajes van a tener que resolver durante la serie. La protagonista nuevamente se ve en uno de ellos. Michael es, como le dice la capitana Georgiou, una exploradora. Eso la lleva a ser impulsiva muchas veces, contrastando cuando es más precisa y sólo se concentra en el conocimiento propiamente dicho (debido a su educación vulcana). Por fin siento que todos estos elementos del personaje están mejor integrados. Su socialización con el resto de la tripulación es uno de los aspectos en los que la serie me atrapa, y es que estoy ansiosa por ver como van a ir progresando y cambiando. Teniendo en cuenta sus convicciones, y como chocan con otros, muchos la miran con prejuicios pensando en su pasado.

Mucho va a tener en común con el “monstruo” que le asignan para investigar. Una criatura inofensiva que tiene necesidades que cubrir pero que es utilizado para fines bélicos o científicos. Buena relación para plasmar.

giphy3

Ya que menciono lo bélico/científico, es otro eje de la historia en toda la serie. En este capítulo en concreto lo personifican Lorca y Staments. El guión es algo inteligente en cambiar estos roles. En un principio, la que opta por lo “bélico” es nada más y nada menos que la protagonista, llegando a desobedecer a su capitana. Luego se nos presenta al misterioso Lorca y Saru permanece en su rol de Pepito Grillo de la ciencia. En la historia de este episodio, Burnham queda al medio o en ninguna parte. Termina accediendo a utilizarlo para la ciencia por sobre la guerra pensando en  la naturaleza de la criatura, pero ella lo ve desde un ámbito emocional: nadie presta atención en cómo se debe sentir o el bienestar de la misma, sólo se aprovechan para otros fines. En lo que vamos de Discovery, nunca queda bien claro qué postura es la correcta. Y, realmente, no la hay. Todos tienen su cuota de razón o error, y eso es algo a destacar.

 

Siguen Resultado de imagen para star trek discovery 1x04habiendo partes aburridas, Tillie sigue sin caerme bien. Es la típica compañera de piso entrometida que da consejos cuando nadie los pide y poco interesante tiene para aportar al lado de una compleja y confundida Burnham. Los klingon todavía no me llaman la atención, su diseño es desagradable y les dan realmente poca personalidad. Parecen esos malos malísimos de otras películas (en este momento recuerdo a los japoneses en Pearl Harbor). Lo único que me interesó de éstos fue la pequeña atracción que parecen tener Voq con la asesora, peculiar. Creo que la muerte de la oficial que supone la mano derecha de Lorca fue desacertada. Quita peso al argumento de los matices que mencioné antes y es bastante penosa, la verdad. El personaje quedará bastante plano.

Nada innovador, pero buen seguimiento al anterior con los dilemas a los que la franquicia nos tiene acostumbrados y muchos posibles conflictos entre personajes.

Larga y próspera vida

 

 

Comentario semanal Star Trek Discovery 1×03

Luego del prólogo que suponen los dos anteriores capítulos, por fin vamos adentrándonos en lo que nos va a proponer esta serie de la franquicia.

Vemos a la protagonista Michael Burnham (Sonequa Martin-Green) llegando con otros presos a la nave USS Discovery, así que finalmente conocemos el sitio donde  vamos a permanecer el resto de la serie. Aún así, por ahora conocemos realmente poco de la misma. Su objetivo y peculiaridades todavía no se nos desvelan.

giphy

Michael es vista con malos ojos por todo el mundo. Sólo se le acercan de alguna manera su compañera de habitación Tillie, que resulta ser la típica chica tímida y verborrágica que si no le dan algo más de carisma puede aburrir, y Saru, el teniente kelpien que trabajó con ella en la USS Shenzou. Los momentos entre este último y la protagonista son muy interesantes y algo emocionales. Tengo mucho interés en ver cómo progresa.

Además de la nave, la principal introducción de este capítulo es el capitán Gabriel Lorca (Jason Isaacs), que quiere ganar la guerra a toda costa (las normas son giphy1para frágiles y el contexto es para reyes va a decir en este episodio) y parece ocultar muchos misterios. Aparecen otros personajes pero los mencionados me parecen los  que más salen en pantalla y son el enfoque al menos en este capítulo.

Me parecen mejor los efectos esta vez, no me molestó la vista y no vi aparecer esas luces molestas que también están en las películas de Abrams. Parece que están desarrollando un arma biológica y el nivel de producción está a la altura de la representación.

Este capítulo sigue presentando la historia, así que espero que ya en el siguiente entendamos más cosas. También el mismo tira de un montón de clichés y hay aspectos característicos de este tipo de series. Lo que me faltó es algo de esencia de la franquicia. El universo de Star Trek es utópico y pacífico en su mayoría, y el hecho de que esta historia se enmarque en una guerra me parece algo fuera de lugar. Esta serie demuestra hasta el momento ser bastante diferente de lo que conozco de la franquicia hasta ahora. Tiene que ver con el formato histórico que propone el streaming sobre el episódico típico de la TV más clásica.  Además de que usaron algunas referencias a la cultura popular. ¿Alicia en el País de las Maravillas y Los Beatles? Me resultó algo extraño, pero no distraen demasiado.

 

 

 

giphy2

Las actuaciones me parecen mejor porque el ritmo de este capítulo es más tranquilo como para dejarles lugar a las interpretaciones. Me cautivó Michael más de lo que pensé y estoy ansiosa por ver que tiene Lorca entre manos, conocer un poco más a la tripulación y deseo que aparezcan más vulcanos y la capitana Philippa Georgio, que dudo que no la veamos más.

Sin ser demasiado significativo, al menos me dejó con ganas de más. A ver que encontramos en la Discovery el próximo lunes, hasta entonces, ¡larga y próspera vida!